Dos Funerales y un Divorcio


Pues no me he levantado muy optimista hoy como pueden comprobar a la vista del título elegido para la entrada de blog que me encuentro en disposición de perpetrar espero que el ánimo suba de aquí al final de esto aunque no prometo nada tal vez pueda empeorar aventuro a la vista del panorama actual que no invita mucho a fiestas y jolgorios, democráticos aún menos pero nadie se resiste a un buen duelo patrocinado por el poder intentaré aportar mi granito de arena a los que ya se dieron.
Los fantasmas del pasado regresan y son familiares ya por lo repetitivos que son al punto de aburrir. Volvemos a las dos españas con la novedad de que alguna otra por medio asoma la patita para mayor confusión si cabe, el nacionalismo es contagioso y su amanecer daurado anima el levantamiento de los nacionalismos locales que haberlos haylos, eramos pocos…. pero eso es otra historia, no sigas por ahí que te veo manolín.
Volviendo a las dos primeras cada una incrementa su publicidad para justificar su existencia y negar la otra. En su día fui muy crítico con una marcha organizada por sindicatos y organizaciones que organizadamente y por colores recorría el manifestódromo nacional muestra inequívoca de nuestra sobrada experiencia en organización de eventos y que se podía haber ofrecido en su momento para la organización de alguno deportivo que nos negaron en reiteradas ocasiones, nos quedamos con el “a cup of café in Madrid” y el “qué culito tengo” y así nos fue, no vale la pena gastar más tinta o bytes o lo que gasten nuestros proveedores de autoinformación bloggera pero un pequeño chiste no viene mal para animarnos un poco entre tanta desgracia antes de atacarla pero no es solo chiste quiero ubicar mi discurso en tiempo esto no va de Notas Necrológicas sino de vida y muerte, más aún después de escuchar la cancioncilla esa de que “ha muerto nuestra transición” no se ni dónde pero resuena por los mentideros, es a todas luces irrelevante y folclórico pero sobre todo incierto. La transición es el paso que por esta vida hacemos y no acaba en un cambio de régimen ni personas, si no se hace hacia la mejora de lo común es un mero paseo de ida y vuela a y desde ninguna parte que es en lo que nos vemos involucrados ahora.
En el tiempo actual se ha organizado otra esta vez multitudinariamente y sin colores otra marcha por la dignidad mermada y esta vez era la fuerza de la mayoría la que se invocaba y al final termina al grito de todo para los de abajo por un sujeto que no representa la mayoría que sufre en la actualidad por la vida que vivimos. Epílogo de la misma: disolución, cargas, palos a la policía, la poli se queja y vuelta a justificar la patada en el trasero democrático que nos están propinando reiteradamente desde el régimen actual y sin un plan alternativo todo lo trabajado para unir voces se borra por la precipitación de quien no interesa que estas voces formen coro pero no solo por ellas tampoco tienen tanto mérito, un coro se debe afinar y es difícil sin director de orquesta y difícil serlo sin ser autoritariamente servicial y políticamente correcto a la vez, difícil desde fuera del régimen que se quiere tumbar y es la lección que yo saco principalmente de lo que nos han hecho llegar últimamente. ¿Dónde queda eso de que no se pueden solucionar problemas usando la lógica que los creó? Hay que cambiar cosas pero qué y cómo no está claro, la historia nos puede dar alguna pista para ver qué funcionó y lo que no antes pero fórmulas milagrosas y 100 % aseguradas no hay el ensayo error es una opción pero hay líneas rojas que podrían ser el provocar paro, hambre desahucios y sufrimiento en la población y esta línea roja se sobrepasa reiteradamente y sin castigo ni autocrítica alguna por los sobrepasadores.
El último de los funerales que ha conmocionado nuestra vida pública y principalmente da sentido a esta entrada ha caído sin sorpresa pues la enfermedad que padecía roba la memoria no solo la política y nos deja indefensos ante otras enfermedades que aunque más habituales son mortales. Se mezcla con nuestra realidad convulsa llegando incluso a eclipsar otras noticias llamativas (Condena a muerte de 529 personas en Egipto por poner un ejemplo) se la destaca interesadamente para utilizar didácticamente la vida de esta persona para poner de nuevo como modelo nuestra sacrosanta Transición sin explicar del todo porqué de tantos despropósitos y escasez de progreso a los que nos ha llevado. Ahora sí es cierto. Españoles: Don Adolfo Suárez González ha muerto.
La crónica de una muerte anunciada no puede ser igual que la de la inesperada y sin embargo nos choca igual a pesar de nuestra condición mortal y limitada pues resulta difícil de admitir para la mayoría de nosotros. Necesitamos mitos que perduren más allá de la existencia humana y se lo endosamos al que mejor nos convenga es lo que yo veo al menos si no es así me corrigen en los comentarios si los merezco. A este señor no lo conocía, es para mí un fantasma del pasado que se me presentaba junto a otros en carteles pegado a paredes y farolas cada cierto tiempo y siempre sonriendo lo cual por cierto me resultaba desconcertante (¿De qué se ríen los políticos y sus mecenas? un enigma más interesante que el de la Mona esa y aún hoy pervive, convendría mirárnoslo un poco más de lo que lo hacemos), no soy muy objetivo ni el más indicado para opinar o valorar su vida pues la siento ajena a pesar de haber coincidido en tiempo y sus decisiones hayan influido en el desarrollo de mi propia vida y en la de todos sin apenas darme cuenta pero uno más no creo que vaya a colmar el vaso y muchos lo hicieron antes a la ligera y sin sentido crítico, vale la pena hacerlo por mi cuenta y riesgo a ver qué sale. Nuestra tv ya se encargó de refrescárnosla antes de ir a hacer cola al duelo, yo también ví la película del otro día. De ella saco en claro que su mayor logro fue el consenso dentro de la política soportando presiones de varias partes de la sociedad que al final optaron a regañadientes en entrar en el juego democrático, poco más.
Ha muerto un hombre alguien como nosotros que merece respeto y admiración por sus logros y aciertos que aparentemente tuvo pero los demás nos merecemos que se analicen los errores cometidos en su tarea y que no se pueden adjudicar alegremente a nadie en particular ni enterrarlos con el difunto pues la tarea política es un trabajo en equipo donde no caben personalismos ni tampoco coartada alguna. Él Lo intentó como bien se dice aquí sigamos intentándolo los que quedamos aquí para no fallar demasiado esta vez… pero ¿en qué falló en su momento? eso me intesaría más para poder reclarmarselo al que ocupa el puesto ahora y si no lo arregla darle puerta sin contemplaciones, el siguiente.
Esto lo he vivido antes, ahora recuerdo que no es el primer presidente de nuestra democracia que se nos muere es el segundo y en las valoraciones de los homenajes que se organizaron encontré curiosos paralelismo con el primero. Todos eran de lo mejor y en vida no les fue valorado suficientemente el esfuerzo que realizaron. Nadie es perfecto ni ser el presidente de algo te hace serlo de hecho cuentan las leyendas que uno cometió un delito y hasta hubo de pisar una cárcel  ya avanzado el tiempo democrático creo que fue el mes pasado y fuera de la política, esos ni la pisarían, calla canalla.

Creo que no es mucho pedir mejoras en nuestra situación general, no es para mí es para todos, mejoras no son reformas, parches o recortes es más bienestar que no se confunda nadie por favor ni siquiera puede serlo una mentira piadosa. Si no fueron tan buenos o metieron la pata en tal o cual asunto tenemos una sociedad lo suficientemente madura para soportarlo. Peor sería que nos enteraramos del engaño por la calle pillando a nuestro amado dirigente en un renuncio microfónico. No voy a esperar al cuarto funeral con dos me vale para pedir el Divorcio de una clase política que nos toma por estúpidos y se niegan a preguntar al ciudadano lo que quiere hacer con su vida y sus leyes que no tiene nada que ver con todo lo que se está haciendo desde la institución presidencial y sus secuaces, desde el sistema cíclico bipartidista en el que estamos inmersos y sufrimos en silencio. En realidad cuando acude a ellos a presentar una ILP se le ningunea alterando la moción hasta que no la reconoce ni quien la propuso, salvo si va de toros claro, eso hay que arreglarlo para que los cuernos crezcan y pican un poco oye.

A pesar de lo que piquen un divorcio no es el fin de nada. La vida sigue y otros ocuparán el lugar de los que ahora no nos representan. Tendría delito separarse de una pandilla de ninguneadores manipuladores irrespetuosos con el pueblo para abrazarse a otra cuadrilla que suma a todo lo anterior la represión al mismo pueblo engañado. La desesperación y la soledad puede jugar malas pasadas como el reamanecer de ideologías fascistas que por toda la Europa se ve, nos puede tocar a nosotros si permitimos que se quede la urna vacía. Eso nunca. La rellenaremos con las cenizas que de nuestra mediocre democracia queda y la reinventaremos, continuaremos conviviendo pero las reglas hay que revisarlas con la participación del mayor número de nosotros y a fondo espero. Hasta otra.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s